Las empresas españolas, entre las más diligentes en las normativas medioambientales

Las empresas españolas ocupan el tercer lugar en Europa y quinto en el mundo en cuanto al uso y cumplimiento de normativas de la protección del medioambiente, según datos de la Asociación Española de Normalización (UNE).

La UNE establece requisitos en el tratamiento de materiales, productos o actividades de diversos sectores, pero en el ámbito medioambiental ponen mayor énfasis para las empresas, ya que es un campo de los más destacables en la normalización.

Desde la organización indican que el tema medioambiental es tan importante porque es algo que nos afecta a todos.

Se destaca que la normativa más representativa es la ISO (Organización Internacional de Estandarización, en inglés) 14.001 de Gestión Ambiental, ya que puede explicar de qué forma cualquier entidad debe controlar el impacto que sus actividades generan en el medioambiente. Dicho control implica la identificación y conocimiento de cada actividad, la prevención de sus riesgos, la corrección de posibles problemas y el compromiso de las entidades que la llevan a cabo, ya deben nombrar a personas responsables.

Es una normativa con un gran alcance, en la actualidad es utilizada por unas 350.000 organizaciones en 200 países. En España, se dispone de la ISO 14002, que permite saber qué productos son biodegradables o no, y en consecuencia cuáles se pueden desechar.